¿Cómo los líderes empresariales aprovechan el “momentum”?

Para el inicio de esta entrada podemos revisar la definición científica de Momentum, que se trata de lo siguiente: Se refiere a la cantidad de movimiento, y es un término que se deriva del latín. Es una palabra empleada en la física para definir el producto entre la masa de un cuerpo y la velocidad.

En lenguaje empresarial se emplea para expresar el impulso que una idea o persona tienen en un momento determinado.

El “momentum” se encuentra vinculado con la cantidad de masa que contiene un objeto y la velocidad con que éste se mueve. Considerando que el movimiento es transferible, se puede decir entonces, que una persona puede transmitir movimiento o “momentum” a un objeto, o a otras personas.

John Maxwell, escritor, coach y conferencista estadounidense, considera el momentum como una de las leyes irrefutables del liderazgo, debido a la capacidad que puede tener un líder para crearlo, empujar o contagiar a otros y hacer de esto un motor de éxito.

El liderazgo es una capacidad que pocas personas tienen. En ese sentido, es muy importante saber cuándo, qué y hacia dónde dirigir a los seguidores.

Cómo los líderes aprovechan el momentum

 

En la década de los 80’s, Steve Jobs compró The Graphic Group, lo que era una división computacional de Lucasfilms, a George Lucas. Jobs le invirtió capital para transformarla en una empresa independiente de animación llamada Pixar, y que resultó ser la empresa que iba a producir el primer largometraje animado en la historia del cine, Toy Story.

En años anteriores hubo varios intentos para introducir la animación por computadoras en las películas, pero sólo Steve Jobs logró el momentum para generar esta innovación disruptiva en el mundo del cine.

Por otro lado, podemos mencionar al momentum para el ecosistema emprendedor de Latinoamérica en los últimos años, ya que presenta oportunidades grandes para los inversionistas a nivel global y para la nueva generación de empresarios o startups, dentro y fuera de la región.

El crecimiento de la industria emprendedora incluyendo startups, ángeles inversionistas, aceleradoras, vc´s e inclusive gobiernos, ha logrado despertar el interés de participantes de los ecosistemas más desarrollados del planeta.

Aprovechar el momentum y hacerlo perdurar

 

Comunicación constante de ¿Por qué lo hacemos?

Consiste en explicar cómo el cambio va a beneficiar a todos los individuos, y ser apasionadamente insistentes en relación a esa necesidad por el cambio. La regla de oro, en este caso, sería amplificar y comunicar el mensaje hasta más no poder, y así continuar.

Proyectar y previsualizar

Crear un objetivo común para que el equipo se enfoque en él. Luego, tenerlo siempre en mente y ayudar a las personas a darse cuenta de que todos están preparados para los desafíos.

Ser un guía

Tú, o alguien dentro de la organización, deben ser una guía de confianza que pueda dirigir a través del cambio, animando a todos a que sean parte del proceso y la planificación.

También te puede interesar: 5 libros de negocios que todo empresario debe leer antes de terminar 2019

Anticipar la resistencia

Mantener el ritmo en medio del cambio puede ayudar a extender el momentum. También se pueden crear estrategias para la transición, que sirvan para superar los miedos o la frustración, y aumentar el compromiso de las personas en el proyecto.

Celebrar los hitos completados

Superar la resistencia es más fácil cuando se celebran y se refuerzan los logros en el camino. Debemos reconocer el trabajo logrado en equipo, para estar más motivados y entusiasmados por el proceso.

Gestión propia

Recuerda no dejar de cuidar de ti mismo mientras estás ejerciendo esfuerzos para avanzar con nuevos cambios. Es importante permanecer relajado y enfocado, ya que esto puede ser de mucha ayuda para manejar el momentum y poder construir confianza en el equipo más fácilmente.

Podemos observar al momentum como el antes y el después de un proceso de transformación, ya que al darse, los efectos empiezan a llegar repetidamente y se produce una “inercia positiva” de resultados tangibles.

Si deseas saber más en relación al despliegue de valor en la gestión empresarial y el momentum aquí encontrarás información que te puede interesar.

Redes Sociales
Instagram